La Campana de Hubbert

La Campana de Hubbert
¿ En qué punto estamos ?

Ésta es la cruda realidad:

Cénit de producción del uranio, en el año 1981.

Cénit de producción del petróleo convencional, en el año 2005, año cero de la Era Hacia el Colapso.

Cénit de producción de gas natural, estimado para 2020.

Cénit de producción de carbón, estimado para 2025.

Luego volveremos a la Edad Media, pero esta vez con 7. 000 millones de habitantes sobre la Tierra.

Ésta es la realidad, el resto pajas mentales tierraplanistas.












Curva energética de la Historia.
La realidad no entiende de corrección política, mayorías, cuotas, ni opiniones consensuadas. La realidad, es.

Hacia el colapso

martes, 6 de mayo de 2008

120,36 $.

 
Posted by Picasa



Hoy el petróleo ha subido más de un 3% y ha tocado los 120,36 $ por barril. Llevamos varios meses en los que los precios del crudo están en records históricos - descontada inflación-; cifras que jamás se habían alcanzado, ni siquiera en guerras o durante las crisis petroleras de 1973 y 1979, períodos que sumieron a Europa en profundas crisis económicas.

A los españoles nos está salvando el favorable cambio euro-dólar pero, medido el precio del petróleo en euros, éste ha multiplicado por siete su precio desde 1999.

Nuestro planeta es incapaz de producir más de 85 millones de barriles al día; el tope de producción ya lo alcanzamos en Mayo de 2005 y desde esa fecha no hemos superado esa marca. Mientras tanto, la demanda de petróleo no deja de crecer, por lo que el desfase entre oferta y demanda se está tratando de suplir con biocombustibles, lo que está contribuyendo al encarecimiento de los alimentos.

Lo que está sucediendo, ya lo predijo Hubbert hace más de tres décadas: que el mundo alcanzaría el cénit de producción petrolífera a comienzos del siglo XXI, que a éste le sucedería una meseta de producción y que luego vendría el dramático declive.

Llevamos tres años en la meseta de producción y la ASPO prevé ésta que dure hasta 2012, fecha en la que comenzará el fatal declive, acarreando nefastas consecuencias para la humanidad.

Yo pienso que los acontecimientos se están precipitando, que las previsiones de las ASPO son optimistas: el fatal declive comenzará antes.

Mientras tanto los medios de comunicación acallan el asunto del Peak Oil.

En países serios como EE.UU o Gran Bretaña, el Peak es de dominio público y está siendo difundido por profesionales de la banca, de la información o de la ciencia, del más alto nivel; en España, la difusión de este tema capital está en manos de grupos de ultraizquierda y de frikis.

Los zumbaos de ultraizquierda -valga la redundancia-, ven en el cénit la posibilidad de resarcirse históricamente del fracaso del comunismo; estos amargados están esperando como agua de mayo a que el "imperio" se desmorone, poniendo de ejemplo a seguir a Cuba; los muy asquerosos no paran de criticar a occidente y al capitalismo pero no se marchan a Cuba, Irán, Corea del Norte o demás "paraísos" de esta chusma: siguen viviendo de puta madre en España y dándonos la brasa a la gente normal.


Viendo quién difunde en España el Peak, no es de extrañar que un tema tan serio pase en nuestro país al terreno de las leyendas urbanas: quien se acerque a él desde un punto de vista escéptico, sale espantado al ver a toda esta tropa pregonándolo.

Servidor trata de analizarlo y difundirlo desde un punto de vista científico, aséptico, apolítico.

Nadie tiene derecho a apropiarse del Peak y politizarlo; la política lo emponzoña todo.

Odio perder el tiempo hablando de tontos, vuelvo al tema de la subida exponencial del precio del crudo.

Lo que sucederá en los próximos meses y años es de sentido común, no es necesario ser Nostradamus para adivinarlo. En los próximos meses, y debido al continuo aumento en los precios del crudo, la inflación seguirá subiendo, lo que hará que los bancos centrales se vean forzados a subir los tipos de interés para intentar - en vano- yugular la carestía de la vida; esta medida ahondará mucho más la crisis económica en la que ya nos hallamos inmersos.

Los sectores del transporte, pesca y agricultura recurrirán a radicales movilizaciones para luchar por su supervivencia, seriamente amenazada por unos precios prohibitivos para los combustibles. El paro en España será de pesadilla y las tensiones sociales serán enormes. Nuestra economía, enormemente dependiente del petróleo, se hundirá.

A nivel mundial asistiremos al todo vale: reservas naturales, los polos Norte y Sur, cualquier sitio que albergue reservas de petróleo será explotado hasta la extenuación.

El siguiente y último paso hacia el precipicio energético serán las guerras por el petróleo; los USA ya han empezado.

Un saludo a todos los que seguís este blog.


© Copyright Enrique B. H. http://haciaelcolapso.blogspot.com/
/*publicidad*/